• HOME/
  • Noticias Blog/
  • ¿Dejas que la gente profundice cuando habla contigo? ¡Cuarta parte del test de escucha activa!/

¿Dejas que la gente profundice cuando habla contigo? ¡Cuarta parte del test de escucha activa!

 

 

¡Llega el final!

 

¡Enhorabuena, has completado todo el test!

Aquí está, la última parte de nuestro test sobre escucha activa. Durante todo el mes de septiembre te hemos ido lanzando preguntas para averiguar si eres una buena o un buen escuchador. ¿Cómo han ido esas preguntas? ¿Eres una persona que sabe escuchar? 

 

Para terminar de salir de dudas, responde a estas últimas cinco preguntas que te hemos formulado a través de nuestras redes sociales. Esta semana van dirigidas a averiguar si escuchas incentivando que la otra persona pueda profundizar en lo que está diciendo: 

 

  • Mientras estoy escuchando, digo cosas como «ajá», «uhmm», «entiendo» para hacer ver que estoy prestando atención.
  • Si no comprendo lo que me están diciendo, pregunto para entender mejor a esa persona.
  • Si una persona tiene dificultades en decirme algo, le intento ayudar a expresarse.
  • Si entiendo lo que me acaban de decir, me parece redundante preguntarle para verificar.
  • Si una persona no me dice qué quiere de mí, no hay nada que yo pueda hacer para ayudar.

 

Ahora, te pedimos que sumes un punto por cada Sí que hayas respondido a las tres primeras preguntas, y un punto por cada NO en las últimas dos. ¿Qué puntuación has sacado?

 

  • Si has sacado cinco puntos, eres de ese grupo de personas que hace todo lo necesario para que tu interlocutor se pueda expresar. Así lograrás contactos muy satisfactorios.
  • Si has sacado entre tres y cuatro puntos, eres un oyente activo o activa, pero no estás haciendo todo lo posible…
  • Si has sacado entre cero y dos puntos, parece que no quieres involucrarte demasiado en tus contactos con otras personas…

 

¿Qué tipo de escuchador@ eres? ¿Crees que tienes margen de maniobra para mejorar tus habilidades? Seguro que sí. Todo es un aprendizaje en esta vida, solo es cuestión de voluntad. Y escuchar no significa cargarte, sino compartir y empatizar con la persona que tienes delante. El alivio y la escucha son esenciales para conseguir el bienestar emocional que todo el mundo necesita.

 

Comparte

Be the first to write a comment.

Deja tu comentario